Skip Header

Federal Deposit
Insurance Corporation

Each depositor insured to at least $250,000 per insured bank

FDIC Consumer News

Primavera 2015

Para Pre-K a 2o grado

Ganancias y ahorros desde el comienzo
Los niños en este grupo escolar son naturalmente curiosos del mundo que los rodea, incluyendo el dinero. Mediante la introducción de varios conceptos básicos, y siendo un buen modelo a seguir, puede ayudarles a obtener habilidades financieras que pueden durar toda la vida.

Aprenda sobre cómo se gana y cómo se usa el dinero: Se puede introducir el dinero a los niños tan pronto éstos aprendan a contar. Aunque usted habitualmente pague con tarjeta de débito, de vez en cuanto utilice billetes y monedas para que su hijo pueda aprender sobre los diferentes valores. Los juegos imaginarios, como simular ir a la tienda o restaurante, también pueden ayudar a enseñar los conceptos del dinero. Jugar con monedas de verdad tiene muchas ventajas ya que les puede enseñar a los niños los valores de las diferentes monedas, pero recuerde que las monedas son un peligro de asfixia para los niños pequeños. La Casa de la Moneda de EE.UU. tiene recursos para padres (en inglés) http://www.usmint.gov/education/?action=learn&CFID=91628669&CFTOKEN=30121296.

Aprenda sobre cómo se gana el dinero: Que el niño obtenga pagos por pequeñas tareas le permitirá aprender sobre el valor de trabajar y ganar. Considere hacer un cartel de los trabajos que su hijo pueda realizar e incluya la cantidad del pago por tarea realizada.

Comience a ahorrar: Considere separar el dinero para gastar del de ahorrar. Comience con jarras o alcancías claramente rotuladas para que su hijo divida su efectivo. Esto le enseñará a su hijo que debe sincronizar sus gastos y ahorros.

Entienda las diferencias entre las necesidades y los deseos: Para que su hijo tome buenas decisiones de gastos, deberá poder identificar y distinguir entre necesidades (cosas necesarias para vivir, como comida o refugio) y deseos (juguetes y dulces). Puede jugar a señalar diferentes artículos en su casa y preguntarle a su hijo si es una necesidad o un deseo... y por qué. Puede hacer lo mismo al ir de compras.

Pida prestado de manera responsable: Los niños a esta edad generalmente no entienden la diferencia entre comprar y pedir prestado; hay que enseñarles a ser responsables por los artículos que piden prestados y a devolverlos de manera puntual. Ayude a su hijo a crear y mantener una lista de artículos que haya tomado prestado de amigos o parientes, y las fechas de devolución. Al hacer eso va a respaldar los conceptos de pedir prestado de manera responsable y de rendición de cuentas personales.

Skip Footer back to content